La obra del Centro Botín terminará en octubre tras el fuerte ritmo del verano

La Fundación, que mantiene su silencio sobre fechas, prepara la cita inaugural, mientras el edificio de Piano dedicará el otoño a remates y pruebas

Las señales mandan y el aspecto imponente del Centro Botín delata que el edificio que mira a la bahía afronta su recta final. El avance día a día de las obras revela el ritmo de los trabajos en la infraestructura diseñada por Renzo Piano que se levanta sobre el muelle de Albareda. No hay fecha oficial. Pero diversas fuentes vinculadas al proyecto sitúan el final de las labores de ejecución del doble volumen, junto a los Jardines de Pereda, a finales del próximo mes de octubre. Una vez concluidas las principales tareas de la construcción santanderina, iniciada hace ahora algo más de cuatro años, sus responsables plantean dedicar este otoño a abordar remates y detalles. Las necesidades que conlleva siempre una obra compleja como el Centro Botín obligarán a abrir un periodo lógico de pruebas, controles y ajustes.

Aunque la Fundación Botín calla y se aferra a su negativa a comprometerse con fechas y tiempos, la aceleración de los trabajos durante el verano ha sido un hecho notorio y, según esas fuentes, los trabajos se han completado en casi un noventa por ciento del proyecto.